jueves, 12 de febrero de 2009

Coraline

Mientras los ratoncitos campiranos jugaban peor que nunca y perdían como siempre (¿y luego me preguntan porque no veo futbol mexicano? ¿Pa que?). Valentina y yo nos adentramos a ver Coraline.

Como bien dice Romanticide, alguna vez se comentó que el libro, sacaba mas sustos a los padres que a los niños, creo que tiene que ver con que los adultos medimos mas el peligro que los niños. Aún así…


Comenzaré por comentar lo malo: la vimos en español (obvio) y no sé si suceda con las voces de Dakota Fanning, pero Coraline Jones se me hizo insoportable: en vez de ser ese filtro infantil a un mundo de adultos que es el personaje en el libro, los gestos de la animación, mas la voz, la dejaron como una niña mimadota y bastante superficial.

Para acabarla de amolar, el personaje que incluyeron en a adaptación es doblado (nuevamente) por un latinoamericano y sigue sin parecerme esa mezcla de acentos que gracias a las telenovelas cada vez es mas común en nuestro país.

Así que: niña mimada y malas voces.

Lo bueno: la animación es maravillosa. Las atmosferas son 100% Gaimanescas y aunque señalan que es EUA, no cabe duda que la casa y situaciones quedan mejor a la Inglaterra de la infancia del autor.

Creo que es una película muy diferente a lo que la gente y las familias mexicanas están acostumbradas a ver. La primera mitad de la película eran risas en el cine y expectación. La segunda…horror.

No sólo de mi hija, que a partir de que “mamá 1” se va al super comenzó a angustiarse al grado de que tuvimos que salirnos justo después de que reaparecieran los padres (para que viera que efectivamente re aparecían); sino de niños un poco mas grandes.

Coraline siempre me ha gustado porque toca un punto importantísimo de la infancia: la familia. Quien tenga hijos sabe que no hay lugar mas seguro para un niño que entre sus padres. Quítenle eso y su mundo se desmorona. Gaiman lo entiende perfecto y la película lo refleja aún mejor.

La primera vez que apareció la otra madre, pensé que el impacto de los botones no era tan grande como en la novela. Me equivoqué porque los niños distinguen perfecto entre “mama 1” y la “bruja” que los llena de horror.

Es una película de terror infantil muy bien lograda y rescata en imágenes el feeling del libro. Muy recomendable (en especial si juega la Selección), pero no esperen verla completa si van con niños menores de 8 años.

3 comentarios:

protaro dijo...

que cariñoso el machoman....


jejeje pues a mi lejana aldea llega hsta el dia de mañana y como siempre, aquí no llega en ingles, lo bueno que tendremos cinépolis desde el año que entra.

a mi me encanta el trabajo de gaiman como escritor :) y todos los reviews que he visto me dan mas ganas de verla

saludos y b happy

Alfret dijo...

Creo la escena que se me hizo mas fuerte es la del inicio, las manos tijerescas descociendo muñecos...como dicen me dieron ñañaras :D

Saludos.

Nass dijo...

A mi sis la escena inicial y las ultimas fueron las que la estresaron..
A Minna a partir de la mitad donde se da el cambio en el otro mundo hacia no tan amigables con Coraline.
Excelente pelicula a pesar del doblaje y del cambio de personalidad de Coraline
Creo que tiene que ver un poco con lo que comentaba, se siente mayorcita que la niña del libro, por lo cual pierde un poquito del encanto infantil y se ve mas mimadita.. y el nuevo personaje que... creo que a mi tambien me gusta mas en el otro mundo ^^U
Pero esas fallitas son rescatables con la hermosa e increible animacion *_*